El VI Foro Buckler debatió sobre la seguridad activa de los pilotos

miércoles, 8 junio 2011

Los monos de competición y, más especialmente, el sistema airbag específico para los motoristas, en el centro del nuevo debate celebrado en este nuevo encuentro del Foro Buckler 0,0 por la conducción responsable en MotoGP.

El desarrollo que han llevado a cabo varios fabricantes durante los últimos años se está testando ya en competición con la intención de convertirlo en norma obligatoria de uso en un futuro. Con este sistema, encargado de proteger la espalda, hombros y cuello del piloto, se pretende reducir de forma significativa las lesiones derivadas de caídas y accidentes en moto. El fin último de estas innovaciones, como en la gran mayoría de los productos testados en el laboratorio que supone la competición de MotoGP, será su uso en la carretera por conductores anónimos, aunque igualmente importantes, en pro de la seguridad vial.

La sexta edición de los Foros Buckler 0,0 contó con la participación de los protagonistas más importantes de este deporte, los pilotos, en la figura del valenciano Héctor Barberá, actual piloto de MotoGP, y de su homólogo durante la década de los 90, Álex Crivillé, embajador de Buckler 0,0 por la Conducción Responsable.

En representación de Alpinestars, uno de los fabricantes presentes en el Mundial y con un dispositivo airbag en funcionamiento, estuvo Jeremy Appelton. Para valorar este tipo de avances en el campo de la medicina, se contó con Juan Carlos Alcácer, Médico especialista en Cirugía Ortopédica y Traumatología del Circuit de Catalunya. Y por parte de la Comisión de Seguridad de MotoGP, encargada de la homologación y promoción de este tipo de sistemas, participó Javier Alonso, Responsable de Seguridad de Dorna.

El representante de Alpinestars explicó el funcionamiento de este dispositivo, en pista desde el pasado año, y que en la temporada 2011 está siendo utilizado por sus pilotos Barberá, Pedrosa, Stoner y Lorenzo. Aunque en un principio sólo se está utilizando en las categorías de MotoGP y Moto2 (Thomas Luthi y Mika Kallio), la idea es extenderlo al resto de categorías del Mundial. El sistema, en palabras de Appelton "está compuesto por unos sensores encargados de recoger la información en diferentes partes del mono y unos microprocesadores ubicados en la chepa que determinan cuando hay un movimiento del piloto diferente y son los encargados de la activación del sistema".

Su hinchado se produce en nada menos que "45 milésimas de segundo y se desincha en 20 segundos. La protección total se produce durante 5 segundos". La particularidad de este sistema, frente al del resto de fabricantes, es que se rearma después de una caída, por lo que podría volver a activarse en caso de darse otro percance.

El último accidente de un piloto de Alpinestars se produjo en el pasado GP de Francia, cuando Dani Pedrosa se tocó con Simoncelli. El incidente se saldó con la rotura de clavícula del piloto español. A este respecto han surgido dudas de si el airbag funcionó correctamente. Appelton afirmó que "el sistema funcionó a la perfección, pues detectó que iba a caerse 20 milésimas de segundo antes y se hincho completamente. De no haber contado con el airbag, probablemente Dani podría haber sufrido peores consecuencias".

La finalidad de estos foros es llevar los avances de la más alta competición a la carretera. Este interés también emana de los fabricantes. Alpinestars lanzará al público a finales de este mes el mismo sistema que utilizan los pilotos de MotoGP y su precio será de unos 2.500 euros.

Quien también podría haber lamentado mayores daños fue Héctor Barberá en la caída que sufrió en el pasado Gran Premio de Portugal en Estoril. "Las dos caídas que he tenido me han tocado la zona de los hombros y sí, a pesar del miedo, te sientes muy protegido" ha declarado el piloto de MotoGP.

Para el valenciano del Aspar Team "Alpinestars ha hecho un gran trabajo en estos dos años, ahora toca ponerse las pilas al resto de las marcas para evolucionar y conseguir lo que ellos han logrado".

El uso de estos sistemas cuenta con solo dos años de vida, no obstante, para Crivillé, "el airbag da una seguridad importante al piloto. En mi época no había, y minimiza muchísimo el golpe, sobre todo en hombro y clavícula. Es crucial y fundamental para la seguridad del piloto llevarlo. Creo que es un gran invento".

Aunque el Campeón del Mundo de 500cc no ha tenido "la fortuna" de probarlo, "recomiendo que los usuarios de calle lo lleven también. En menos de medio segundo está activado, y siempre apoyaré todo lo que suponga una mayor seguridad para el piloto y el conductor de moto de calle".

Desde el punto de vista médico, el Dr. Alcácer también alaba este tipo de dispositivos. No obstante, recuerda que "las caídas forman parte del mundo del motociclismo y si no existiesen yo no estaría ahora aquí sentado". Sobre si el airbag resulta positivo, el facultativo del Circuit afirma "nuestra experiencia aún es escasa, pero las estadísticas permiten extraer conclusiones muy positivas. Según un informe del RACE publicado en noviembre del año pasado, el uso del airbag en motocicletas reduce la gravedad de las lesiones de espalda un 80 por ciento, las de cuello un 50 y las de tórax un 25 por ciento".

El Dr. Alcácer también propone el que podría ser el futuro de los sistemas activos de seguridad para pilotos "dejo un apunte para quien crea que es interesante: el mono inteligente, capaz de saber qué le ha ocurrido al piloto y actuar en consecuencia; por ejemplo comprimir donde sea necesario detener una hemorragia o mantener la rigidez en una parte lesionada".

Desde Dorna, Javier Alonso hace su valoración sobre el sistema airbag y su posible uso obligatorio en competición "el problema del airbag a día de hoy es que no está evolucionado al máximo y aún no se puede imponer. Todavía se ven caídas como la de Dani, pero aún necesitamos mejorar la información para que se entienda mejor lo que sucede en una caída. Para que esto funcione, se necesita mucha información. Hay una centralita electrónica, un pequeño ordenador, y estamos trabajando conjuntamente para establecer unos protocolos y analizar mejor las caídas. Esta información debe servir de base de datos para poder evolucionar mejor todos estos operativos".

A pesar de ello, Alonso confirma que "nos gustaría que cuanto antes sea posible mejor, pero tenemos que tener claro y seguro que todo el mundo lo pueda tener disponible. El airbag tiene que ser apto para todas las categorías y a día de hoy no lo es".

Sobre las novedades que Dorna tiene intención de incorporar a la competición próximamente, Alonso ha declarado que "Dani tocó en Le Mans con un piano positivo y nosotros queremos que el piano sea siempre el mismo, de Vallelunga negativo de 2,5. Esto quiere decir que está a nivel todo el piano con una parte que desciende a 2,5 cms, el óptimo por parte nuestra, y estamos estudiando la intención de que todos los pianos seas iguales. Para ello hemos propuesto a la FIM unificarlos en todos los circuitos donde competimos, porque es mejor que la zona donde desliza el piloto cuando cae sea totalmente plana".

Mientras se toman este tipo de medidas, el trabajo sobre el airbag continúa: "esta tarde nos reunimos con los fabricantes de equipamiento deportivo, con médicos de la FIM y con representantes de parte técnica y tecnológica, para hacer un seguimiento de la evolución que estamos llevando y darles toda la información que está en nuestras manos para entender mejor como son las caídas y qué podemos mejorar".

El Foro Buckler 0,0 ha vuelto a ser escenario de noticias en primicia, como el anuncio del nuevo proveedor de neumáticos exclusivo para el nuevo Mundial de Moto3, Dunlop.

TAGS Catalunya

Últimas noticias

  • MotoGP™
  • Moto2™
  • Moto3™
Publicidad
Paddock Girls MotoGP VIP VILLAGE™