Efrén Vázquez: ‘A veces también gana el que tiene más picardía´

jueves, 3 abril 2014

El piloto bilbaíno protagonizó en Qatar uno de sus mejores arranques de temporada con el trabajado tercer puesto en la carrera nocturna. En esta entrevista de motogp.com cuenta su enfoque para la campaña 2014, que disputa con una de las nuevas y competitivas Honda, pero también su visión de una categoría donde ha desarrollado la mayor parte de su carrera.

Efrén Vázquez es, a sus 27 años, el más veterano y también el más experimentado de la parrilla de Moto3™. En Losail sumó el primer podio de la temporada, y también el primero desde que la categoría menor adoptó el formato de Moto3 en 2012. Tras un año de esfuerzos poco productivos sobre una Mahindra, el vasco quiere aprovechar su asociación con el SaxoPrint  RTG y el hecho de contar con una de las nuevas Honda para sobresalir en este nuevo curso.

Después de una pretemporada en la que parecía que las KTM no tenían rival, en el primer GP del año las nuevas Honda de Moto3 dieron mucha  batalla, y de hecho, consiguieron dos de tres plazas de podio. ¿Confiabas en ello o había un cierto recelo de que tu moto de 2014 no fuera tan competitiva como la rival austriaca?

-Es posible que los pilotos que el año pasado venían de competir sobre una KTM estuvieran un poco más nerviosos, pero nosotros estábamos en otra tesitura, veníamos de un año con una moto no competitiva. Tal y como empezó el proyecto de Honda, a mí ya me dio muy buenas sensaciones, desde el primer momento veía que la moto era más competitiva que la primera Mahindra que se hizo, y eso nos hizo creer y confiar muy rápido. Si hay una marca que es capaz de hacer una moto competitiva en poco tiempo, esa es Honda.

Tercero en Qatar, tu mejor arranque de temporada desde  2010. ¿Una vez descorchado el podio, el objetivo será pelear por los cajones en muchos más Grandes Premios?

-El podio nos da una inyección de moral muy importante, pero tenemos que ser muy realistas, hay que tomarse las cosas con calma, el campeonato es muy, muy largo y yo, por suerte o por desgracia, tampoco soy un piloto joven, soy un piloto con mucha experiencia en el campeonato. Mi objetivo es llegar a la siguiente carrera y hacerlo lo mejor posible.

 -Tampoco quiero crearme falsas expectativas porque debemos ir viendo cómo va el campeonato, pero el invierno ha ido muy bien, hemos mantenido la calma cuando ha hecho falta  y ahora hemos de tener un poco de suerte, que nos respeten las caídas y seguir confirmando que se puede estar ahí después del podio de Qatar.

¡Hablas de tu veteranía, pero con 27 años no dirás que te pesan los años…!

-No, no me pesan, pero Moto3 es una categoría que me exige mucho como piloto, ahora mismo más que si estuviera en Moto2, porque aquí la experiencia puede jugar un papel importante, pero también puede ser un lastre; es una categoría de gente muy joven, “fácil”, entre comillas, con motos más dóciles de lo que era una 125, una 2 Tiempos, te caes mucho menos; esta gente que sube tan joven y que llega con esas ganas y esa valentía, corre siempre al filo de la navaja y si te mantienes en pie, eso te hace ir muy rápido.

¿Cómo contrarrestas esa bravura de tus rivales? También a ti te toca echar el resto durante el fin de semana…

 -Cuando yo llegué al Mundial de 125 [en 2007], era un piloto muy valiente, pero tras varias roturas de pie, de mano, de clavícula, al final vas dejando un poco la valentía en un segundo plano y tratas de usar más la cabeza. En esta categoría, un piloto valiente te puede meter en muchos aprietos. Yo busco un equilibrio entre la experiencia y la valentía, aunque a veces haya que tomar riesgos más allá de lo que sería necesario para poder pelear con la gente de delante.

-Mira, Moto3 es una categoría en la que las diferencias mecánicas son pequeñas, es importante que el piloto encuentre un buen ritmo  y sea rápido. Pero a final de carrera, no siempre gana el más rápido, a veces también gana el más listo o el que tiene más picardía. Entonces, procuro encontrar ese plus que te permite disfrutar de la última vuelta en buenas condiciones y ser inteligente en la pista, que en esta categoría es mucho.

¿Pero estos duelos con las nuevas generaciones te motivan o piensas que quizá está llegando el momento de dar el salto a otra categoría? 

-Es cierto que a veces soy un poco crítico con la conducción de los pilotos, pero es una categoría que me gusta, y el primer motivo por el que sigo en Moto3 es porque me exige mucho mentalmente y para mi es el espectáculo puro del motociclismo. Es una categoría de cuerpo a cuerpo entre muchos pilotos, como se vio en Qatar, donde hasta el sexto clasificado todos teníamos opciones de ganar llegando a la última curva. Me divierto, se crea mucha tensión, pero disfruto mucho peleando con esta gente tan valiente y con tanta rabia dentro.

-¿El cambio de categoría? No es algo que me haya planteado. Hace ya varias temporadas que hubiera podido dar el salto a Moto2, pero no es una cosa que me llame demasiado la atención. Te da poco margen para formarte como piloto, como profesional, lo  veo casi como una categoría monomarca.

¿Qué esperas en la pista de Texas? El año pasado no te fue muy bien…

Si, el año pasado llegué a Austin y la pista me costó un poco. Después tuvimos mala suerte porque se paró la carrera, no teníamos neumáticos nuevos para la siguiente salida, un cúmulo de cosas. Me parece una pista complicada, técnica, con una recta muy larga y unas curvas bastante rápidas. Por otra parte, la cabeza de un piloto no funciona de la misma manera después de un podio que cuando estás corriendo con una moto que no va rápida. Y físicamente, yo no soy el de 2013, he bajado de peso porque se me pidió durante el invierno que lo hiciera, así que vamos a pelear al máximo y a ver si sale un buen fin de semana.

Vídeos:

Ver todos los vídeos de este evento

Fotos:

Abrir más noticias

Últimas noticias

  • MotoGP™
  • Moto2™
  • Moto3™
Publicidad
Paddock Girls MotoGP VIP VILLAGE™