¿Eres nuevo en motogp.com?Regístrate aquí

Compra de entradas
Compra de VideoPass

Randy Mamola analiza la carrera de 500 cc. del Gran Premio Gauloises de Africa

Randy Mamola analiza la carrera de 500 cc. del Gran Premio Gauloises de Africa

Mi problema al escribir la columna de opinión este año se acentúa en la categoría de 500. Porqué no puedo limitarme a hablar sólo de cuatro o cinco pilotos. El domingo, sólo 13 segundos separaron al vencedor Valentino Rossi de Max Biaggi, clasificado en la ocatava plaza. Eso parece mucho, y en términos de competición realmente lo es, pero debeis recordar que el tiempo hecho por Valentino en la carrera ha sido 35 segundos más rápido que el registrado por Garry McCoy en la carrera que le dio la victoria el año pasado… lo cual es bastante en una prueba a 28 vueltas. Un ejemplo para ilustrar mi punto de vista: El tiempo realizado por Jurgen van den Goorbergh, que le sirvió para clasificarse 12º en la parrilla de salida, le hubiera situado en la pole position de la carrera del año pasado. Es una muestra de lo que nos espera en los Grandes premios de este año.

Tras otro fantástico fin de semana, Valentino Rossi ya se ha convertido en el hombre del momento. Consiguió su primera pole en 500, ganó su segundo Gran Premio consecutivo y lidera la clasificación con el máximo número de puntos posibles. Sin embargo no logró todo eso sin una dura lucha, especialmente con Loris Capirossi. Personalmente creía que Garry McCoy ganaría la carrera porqué su confianza derrapando con la moto parecía darle una cierta ventaja. Ganó la carrera el año pasado y salió por la parte exterior de la primera línea de la parrilla en la carrera del domingo. Desgraciadamente parece que los nervios se apoderaron de él cuando intentaba atrapar a los pilotos que tenía delante.

Kenny Roberts asumió el liderazgo de la carrera muy pronto y lo mantuvo durante algunas vueltas, antes de empezar a perder posiciones y clasificarse finalmente séptimo. Garry se salió de la pista intentando pasarle. Creo que estaba preocupado porqué pensaba que los pilotos que tenía delante iban a escaparse. Al forzar perdió el control, se le fue de delante, y tuvo la caída. Su compañero de equipo Noriyuki Haga se cayó por segunda vez consecutiva durante una carrera, lo cual estropeó el arduo esfuerzo realizado por el equipo Red Bull Yamaha pero no hipoteca el resto de la temporada. Noriyuki necesita sin duda echar un vistazo a sus resultados y a los cero puntos que hay en su casillero. Debe empezar reduciendo la velocidad y mejorar sus salidas.

Loris se esforzó al máximo en la primera vuelta y se enfadó con Kenny cuando éste le forzó a desviarse de su trayectoria. Loris explica que llegaron a tocarse y yo debo creerle. Es duro porqué hay tanto talento en el Campeonato este año que si haces una mala salida te enfrentas a la tarea de intentar pasar a un montón de buenos pilotos.Hacia el final de la carrera había básicamente dos frentes: Valentino y Loris en cabeza y el grupo de Tohru Ukawa, Shinya Nakano y Norick Abe luchando por una plaza en el podio.

El hombre del fin de semana fue definitivamente Valentino, el segundo, Loris y el tercero, el debutante en la categoría Tohru Ukawa. Este era sólo su segundo Gran Premio en 500. En el primero, hace dos semanas, acabó por el suelo. Aprendió de ese error. Parecía más fresco y concentrado y mereció la tercera posición delante de Shinya y Norick.

Me sorprendió que no hubiera ningún piloto de Yamaha en el podio porqué lo estaban haciendo bien. La mejor posición para un piloto de esta marca fue el cuarto puesto de Nakano, conseguido tras otra carrera perfecta. Sabemos que puede poner su máquina en primera línea y está mostrando una madurez que compensa la falta de experiencia que tiene en la categoría. Norick Abe también está demostrando una gran madurez como piloto. Creo que el año pasado hubiera acabado por el suelo sabiendo que dos japoneses podían acabar por delante de él. Norick alcanzó por dos veces el liderazgo de la carrera, comprendió que no podía hacer más y acabó en quinta posición.

Alex Crivillé hizo una gran carrera y su sexta plaza debe infundirle confianza. Creo que la presión que tenía por parte de la prensa española y por el el hecho de no ganar está desapareciendo gradualmente, y además, el foco de atención se concentra en otros corredores como Rossi o Biaggi. Alex hizo su propia carrera y consiguió la sexta posición. Creo que lentamente está recuperando la confianza y la forma.

En el equipo Suzuki, tanto Kenny como Sete Gibernau están trabajando finalmente juntos para conseguir mejorar la moto que tienen actualmente. Sete quedó sólo a 8 segundos de Kenny al final de la carrera. Kenny me contaba que la trazada era mucho más estrecha a la salida de la curva y que se desmoralizó cuando las Hondas le pasaron y podían abrir gas más pronto y distanciarse.

La terrible salida de Max Biaggi le condenó al papel de perseguidor durante el resto de la carrera. Max tuvo mala suerte en la última sesión clasificatoria del sábado, cuando rompió un pistón y tuvo que correr con tres cilindros justo en el momento que había escogido para intentar realizar su mejor tiempo. Se clasificó en octava posición y salió de la segunda línea, por la parte sucia de la pista. Todo ello contribuyó a su mala salida y bastante trabajo tuvo con remontar desde la 14ª plaza.

No puedo enfatizar más lo rápido que han rodado los pilotos, y especialmente Valentino. Cuando se empiece a correr en Europa, la cita en Jerez es dentro de dos semanas, alguien tiene que empezar a atacarle o él va a hacerse con las riendas del Campeonato. En Japón remontó de la 10ª posición para ganar la carrera. En Suráfrica se limitó a ir cada vez más y más rápido hasta marcar el mejor tiempo en la última vuelta. Alguien tiene que presionarle para que cometa algún error o tiene que ganarle, sinó se escapará pronto hacia la consecución del título.

Por último, me gustó ver a Valentino lanzar su mensaje de apoyo a la lucha contra el SIDA en Africa, en la parrilla de salida. Los pilotos del MotoGP han contribuido mucho en estos últimos años a esta causa, a través de Riders For Health y es típico de Valentino pensar en la gente menos afortunada que él en un momento tan importante y de tanta tensión como es la salida de una carrera.

Etiquetas:
500cc, 2001

Otras actualizaciones en las que podrías estar interesado ›