Compra de entradas
Compra VideoPass

Guareschi: "Como principio, ha sido muy bueno"

Vittoriano Guareschi habla extensamente en esta entrevista con motogp.com de la primera carrera del equipo en Qatar y de su nuevo papel en el SKY Racing Team VR46, surgido de una idea de Valentino Rossi.

El hombre con las patillas más largas del paddock, el ex piloto probador y antiguo Team Manager de Ducati, este italiano extrovertido, de 42 años, fue elegido hace unos meses por Valentino Rossi para llevar las riendas de un nuevo proyecto en la categoría de Moto3 con el prometedor dúo formado por Romano Fenati y Francesco Bagnaia. Tras la primera carrera, Guareschi hace análisis del arranque del curso en Qatar.

Los entrenamientos empezaron con el dominio de [Romano] Fenati en las tres sesiones libres, pero después hubo ese ‘paso en falso’ en la calificación.

Lamentablemente, Romano tuvo un gran problema de chattering que no había surgido en los tres entrenamientos anteriores. Inmediatamente intentamos detectar el problema. Resultó que se había roto la amortiguación y no funcionaba como en los días anteriores. Romano no conseguía conducir, y de hecho, fue como un milagro que pudiera hacer su tiempo en calificación con la moto en esas condiciones. Sólo cuando entró en el box nos dimos cuenta de lo que había sucedido. Luego lo solucionamos en el warm up, pero en carrera la moto ya no respondía tan bien como al principio.

¿Qué pasó en la carrera? ¿Por qué estos resultados discretos? (Bagnaia terminó 10º y Fenati 12º)

Romano -en realidad todos nosotros- tenía en la cabeza que podía pelear por el podio y salió muy fuerte desde el principio, aunque la moto no le permitía mantener un buen ritmo, ya que con ese problema que se había generado acabó destrozando el neumático. En las últimas vueltas rodó sin goma, y por tanto se vio forzado a perder posiciones. En la tercera vuelta de la carrera había hecho la vuelta rápida, pero eso se debió a su talento ya que la moto no le permitió llegar hasta el final con ese ritmo.
 

Por su parte, Pecco [Bagnaia] salió con cierta aprensión. El año pasado vivió muchas carreras difíciles y este año necesitaba encontrarse cómodo. Durante la carrera se dio cuenta de que estaba en la posición ideal para luchar, se convenció a sí mismo, y hubo un momento en que estuvo realmente cerca del grupo de cabeza. Después continuó con buen ritmo, pero en las últimas vueltas,  rodando con Antonelli y McPhee, se obstaculizaron entre ellos. En general, estamos muy contentos con su carrera: terminó a sólo 8 segundos del primero y ganó sus primeros puntos en el campeonato. ¡Como punto de partida, ha sido muy bueno!.
El ritmo que demostraron los pilotos señala abiertamente que tienen opciones de estar delante. De manera realista, ¿Qué objetivos os planteáis después de esta primera carrera?
Lo que hemos vivido en Qatar nos sirve para tener más información  y experiencia, son cosas valiosas, sobre todo con un paquete completamente nuevo como es el nuestro.  Ahora sabemos algunos de nuestros puntos débiles y habrá que estar atentos. ¿Los verdaderos objetivos? Queremos ser capaces de subir al podio tanto como sea posible y conseguir la solidez necesaria para intentar ganar el Campeonato el año que viene; este año tenemos que pagar un poco el peaje de la inexperiencia en esta categoría, pero siendo conscientes también de que debemos estar entre los protagonistas.

¿Qué podemos esperar para la segunda cita de la temporada que tendrá lugar en Austin, Texas?
Espero tener un fin de semana de gran nivel. No sé cómo nos clasificaremos, pero espero luchar por las posiciones que cuentan. ¡Esperemos que sin problemas en esta ocasión, aunque esto nunca se sabe…!.

Esta es tu segunda  experiencia como director de equipo [la primera fue en Ducati]. ¿Qué diferencias más significativas has encontrado en tu trabajo?
Hay una gran diferencia. Aquí mi trabajo es mucho más amplio. En una estructura grande (como la de Ducati), cada uno se ocupa de cosas muy específicas, pero aquí mi labor pasa por...hacerlo todo. Esto es realmente una gran aventura: ¡Hasta finales de octubre no teníamos nada, ni siquiera un destornillador!. Durante todo el invierno trabajamos muy intensamente…esto para mi es como una experiencia a 360º.

Ahora tu relación con los pilotos debe ser diferente…
Por supuesto que sí, estos chicos [Fenati y Bagnaia ] aún no han alcanzado su madurez. En Ducati mi trabajo tenía que ver con pilotos top que venían de hacer grandes resultados y que ya sabían perfectamente qué hacer. Ahora mi papel es casi el de un padre.

¿Qué nos dices del papel de Valentíno Rossi? En Qatar le hemos visto muy atento, a tu lado, pero ¿qué incidencia tiene dentro del garaje?

Valentino te deja mucho espacio para trabajar en el detalle, pero tiene una curiosidad constante, quiere saber lo que está pasando, cómo van las cosas. Siempre ha sido así por naturaleza. Se preocupa mucho. Este es un proyecto que nació de la unión entre Sky Italia y VR46, que ya tenía en mente la idea de tutelar a jóvenes pilotos y formarlos para hacerles llegar al Campeonato del Mundo, y en eso estamos todos.

Etiquetas:
Moto3, 2014, Romano Fenati, Francesco Bagnaia, SKY Racing Team VR46

Otras actualizaciones en las que podrías estar interesado ›