¿Eres nuevo en motogp.com?Regístrate aquí

Compra de entradas
Compra de VideoPass

El estreno de Barberá con la Ducati pasa la prueba del fuego y el agua

El estreno de Barberá con la Ducati pasa la prueba del fuego y el agua

Fin de semana de contrastes para el Avintia Racing en Aragón, donde el debut del valenciano con la nueva Ducati se vio enturbiado por diversos problemas, incendio de moto y carrera ‘flag to flag’ incluidos.

El Gran Premio de Aragón resultó muy intenso para la escudería española Avintia Racing. Fue el fin de semana de la presentación de la asociación de la escudería con Ducati y del estreno de la moto italiana en manos de Héctor Barberá,  y también el de la fantástica actuación del piloto valenciano durante los entrenamientos oficiales del sábado. Pero en el otro lado de la balanza, la escudería tuvo que luchar contra las adversidades. El primer contratiempo vino el viernes, con el aparatoso incendio de la Ducati en plena pista, un incidente que ocasionó  al piloto una quemadura en el brazo izquierdo.

Hubo después la caída de Barberá en el tercer libre del sábado y por último las complicadísimas condiciones de la carrera del domingo. Con una sola moto en el box, Barberá tuvo que hacer frente a una prueba ‘flag to flag’ en la que el resto de pilotos de la parrilla pudo entrar a boxes para cambiar de moto. No fue el caso del de Dos Aguas, que, con una sola unidad, tuvo que esperar a que sus mecánicos cambiaran las ruedas de su moto, con gomas de agua, y realizaran algunos ajustes básicos de suspensión para afrontar las nuevas condiciones del asfalto. Una operación que precisó casi 3 minutos, por los 30 segundos de promedio que empleó el resto de participantes para  saltar a su segunda montura, ya preparada con neumáticos y reglajes de agua.

Podía pasar… Da un poco de rabia y me quedo con un sabor agridulce de este fin de semana” explicó después Barberá. “Dulce porque me encuentro bien con la moto, porque tengo buenas sensaciones con ella. Y agrio porque se han dado todas las circunstancias negativas o problemáticas que podíamos imaginar”.

“Hemos tenido una carrera con cambio de moto… Justo cuando solo tenemos una,…pero es una apuesta que hemos asumido nosotros. Siempre digo que este es un deporte en el que las condiciones externas son las mismas para todos, si llueve es para todos igual, si son condiciones mixtas también… Teníamos la desventaja de tener una sola moto, pero lo hemos decidido nosotros; sabíamos que podía pasar, aunque que se dieran todas las circunstancias… Además, yo nunca consigo rodar bien cuando la pista está medio seca, medio mojada, y así es como ha sido todo el principio de carrera” continuó el valenciano, quien pese a todo subrayaba: “Me quedo con lo positivo del fin de semana: tenemos una moto competitiva y el equipo ha hecho un trabajo increíble en los momentos complicados”.

 “Sabíamos que esto podía ocurrir, y lamentablemente ha sucedido en un Gran Premio de casa y con los patrocinadores en el circuito. Pero no pasa nada. El equipo y el piloto habían asumido este riesgo al hacer la apuesta de adelantar el proyecto conjunto con Ducati” abundaba Raúl Romero, uno de los responsables del equipo, confirmando que la estructura seguirá contando con esta única unidad en los cuatro Grandes Premios restantes de este año.

Etiquetas:
MotoGP, 2014, GRAN PREMIO MOVISTAR DE ARAGÓN, Hector Barbera, Avintia Racing

Otras actualizaciones en las que podrías estar interesado ›