¿Eres nuevo en motogp.com?Regístrate aquí

Compra de entradas
Compra de VideoPass

Laverty: «Sabía que tenía mucho que aprender el primer año»

Laverty: «Sabía que tenía mucho que aprender el primer año»

El piloto irlandés habla con motogp.com sobre su debut en 2015, la recuperación de su lesión y sus objetivos para 2016.

En su año de debut en 2015 con el equipo Aspar MotoGP™, Eugene Laverty finalizó vigésimo segundo en la clasificación general, sumando apenas nueve puntos. En 2016 seguirá con la escudería española, pero ésta ha cambiado a Ducati y Laverty pilotará una Desmosedici GP14.2.

¿Cómo está tu muñeca izquierda después de tu fractura en el test privado de Jerez a finales del pasado año? ¿Y la derecha desde tu lesión en Sepang?

«Lo bueno de las primeras vueltas en Sepang es que probamos la muñeca izquierda y me sentía bien. Practiqué algo de supermotard en enero y todavía sentía cierto de dolor, pero una vez sobre la Ducati no había ningún problema. Todavía siento algo de dolor en el hombro derecho. Va mejorando poco a poco, pero debería estar bien para Philip Island. Obviamente, no ayudó que me lesionara la muñeca derecha en Sepang. La lesión de la mano derecha ha resultado confusa, ya que es muy similar a una que tuve cuando tenía 10 años. En la clínica móvil estaban convencidos de que estaría fracturada por la gran contusión que presentaba, aunque ahora se está moviendo de nuevo. Mi objetivo principal es subirme a la moto otra vez».

¿Cómo resumirías tu primera temporada en MotoGP?

“En algunos aspectos fue positivo, pero lo que firmamos en el contrato por primera vez estaba lejos de lo que conseguimos. El equipo ha hecho un gran trabajo, pero la moto estaba por debajo de las expectativas, supongo. Fue muy duro; MotoGP nunca me había resultado tan difícil. A veces nos encontrábamos dentro de un segundo o segundo y medio. Sólo conseguí puntuar en cuatro ocasiones. Terminé el año con nueve puntos, que son los que me gustaría haber conseguido en una carrera, en lugar de a lo lardo de toda la temporada. Respecto a esto, estoy seguro de que con la Ducati podremos dar el paso adelante que buscamos».

¿Así que crees que el cambio a Ducati será positivo para ti?

«Sí, lo es; trabajé con Luigi (Dall’Igna) en WorldSBK y tiene la misma mentalidad y enfoque con Ducati en MotoGP. Está muy involucrado y quiere lo mejor para mí. Escucha lo que digo sobre la moto, lo cual es positivo porque no somos un equipo de fábrica pero, aun así, él viene a ver cómo van las cosas».

¿Cuán importante resulta este tipo de apoyo por parte del fabricante?

«Es la razón por la que están por delante con la electrónica. En Honda nuestros comentarios no iban a ser escuchados por estar por debajo en la jerarquía; es una pena porque mi compañero de equipo Nicky Hayden es todo un ex campeón de mundo de MotoGP. Cuando trabajé con Luigi en WorldSBK, fue clave para el desarrollo de una moto que podía ganar carreras cada fin de semana. Creo que sabemos de lo que somos capaces y, con el material adecuado, podemos tener como meta sumar puntos regularmente».

Viniendo de la categoría Open , ¿cómo ves los cambios técnicos para la temporada 2016?

«Estoy muy contento; está la razón por la que he venido a MotoGP. Firmé un contrato por dos años con este cambio en la mente. Sabía que tenía mucho que aprender el primer año. Aunque la moto del año pasado no fuera lo que esperábamos, fue suficiente para aprender. Obviamente, no iba a ser capaz de luchar por las primeras posiciones en mi debut en MotoGP; se necesita tiempo para conocer una categoría diferente. Ahora, con un año de experiencia, los papeles han cambiado; ahora todo el mundo tiene que adaptarse a los nuevos neumáticos y a la nueva electrónica. Creo que fue un buen momento para venir y sin duda este año será mejor».

Con tantas cosas a las que adaptarse en 2016, la nueva moto, los neumáticos y la electrónica, el test de Sepang habrá sido frustrante para ti…

«Ha sido frustrante porque realmente no llegué a terminar el test. Mi primer contacto de verdad en 2016 con los neumáticos Michelin fue en el test privado de Jerez. Estábamos trabajando con cosas nuevas para la nueva ECU cuando me caí y me lesioné. Después, en Sepang, pasó lo mismo. Dimos un par de vueltas para trabajar algunos temas electrónicos y después tuve el problema mecánico que provocó el accidente e hizo que no pudiera continuar. El último día intenté montarme en la moto pero el dolor era demasiado y no era capaz de subirme; fue frustrante. Se puede decir que estoy deseando volver a Philip Island».

A pesar de los problemas en Sepang, ¿que te parece ver a Héctor Barberá en tercer lugar en la tabla de tiempos con la misma moto que tú?

«Éste fue uno de los puntos más positivos para mí y por eso era capaz de sonreír el segundo día de test, a pesar de no ser capaz de montarme en la moto. Ver a Héctor con ese tiempo, sabiendo que tenemos el mismo material, me da motivos para ser optimista. Eso significa que podemos estar cerca de él en los tiempos. No estamos en la fábrica de Ducati, pero no hay una gran diferencia. La moto sigue siendo una gran moto y no se queda atrás, como demuestra lo que logró en 2015 el equipo Pramac con la GP14.2».

Teniendo en cuenta lo que ha pasado en Sepang, ¿cuáles son tus objetivos para el test de Philip Island?

«Necesito estar cómodo encima la moto, dar algunas vueltas y rodarme. En los dos últimos test trataba de solucionar pequeños problemas iniciales antes de tener el accidente. Ahora estoy deseando montarme en la moto, estar en pista al menos seis u ocho vueltas y sentirme cómodo, ya que todavía no me siento como en mi moto. En Valencia empecé a sentirme así, pero debido al cambio de la electrónica no he podido avanzar mucho. Así que estoy con ganas de salir, rodar durante muchas vueltas y tratar de sentirme en casa».

¿Qué objetivos tienes para la temporada?

«Es difícil porque los chicos de Pramac hicieron un buen trabajo el año pasado. Sin duda, quiero reducir la diferencia con los pilotos de la parte delantera. El año pasado fuimos a menudo un segundo y medio por detrás de la pole y tenemos que reducir esos tiempos de manera sustancial. Puede sonar a locura pero, como he mencionado anteriormente, el año pasado conseguí nueve puntos y creo que son precisamente los que tengo que conseguir en una sola carrera. Eso es una séptima posición, por lo que en torno a eso debe estar nuestro objetivo».

Etiquetas:
MotoGP, 2016, Eugene Laverty, Pull & Bear Aspar Team

Otras actualizaciones en las que podrías estar interesado ›