Chris Vermeulen después de la carrera de Sachsenring