Valentino Rossi tras su triunfo en Francia