Compra de entradas
Compra de VideoPass
News
17 días Hace
By motogp.com

Ducati aspira a expandir su nuevo imperio en Francia

Tras asaltar Jerez, Miller y el líder Bagnaia buscarán prolongar el estado de gracia del fabricante italiano en casa de Quartararo y Zarco

La parrilla de MotoGP™ se prepara para afrontar la quinta cita del calendario 2021 en Le Mans: el Gran Premio SHARK de Francia. Un evento muy especial para los pilotos locales, Fabio Quartararo (Monster Energy Yamaha MotoGP) y Johann Zarco (Pramac Racing), que deberán esforzarse a fondo si quieren obtener un gran botín, debido a la enorme competitividad que impera en la clase reina, con los pilotos de fábrica de Ducati en estado de gracia, con Francesco Bagnaia (Ducati Lenovo Team) como nuevo líder en detrimento de 'El Diablo'.

Rewind 4: Tiñendo de rojo la ciudad

El piloto de Niza acabó con mal sabor de boca su actuación en Jerez. Camino de la que parecía una victoria muy factible, Quartararo comenzó a ceder posiciones de forma alarmante debido a sus problemas físicos cumplido el ecuador de la prueba. El piloto de fábrica de Yamaha, como se había especulado debido a sus gestos de dolor tras ver la bandera a cuadros, fue víctima del síndrome compartimental, por el que ya no rodó en el Test post-GP para pasar por el quirófano y solventar su problema. Pese a ello, espera estar a su mejor nivel en casa.

El '20', junto a Zarco, tendrá una oportunidad de oro para hacer sonar la Marsellesa en Le Mans, algo inédito hasta la fecha en categoría reina. El pasado curso apuntaba muy alto tras firmar la 'pole', pero una repentina lluvia el día de la carrera alteró por completo un guion de ensueño para él. El propio Zarco también firmó la 'pole' en 2018 y un celebrado podio un año antes, por lo que también buscará aspirar al máximo después de saborear el liderato este año de forma efímera tras el doblete de Qatar.

 

La dupla francesa, en todo caso, deberá ser capaz de contrarrestar el potencial del ejército rojo de Ducati. Al buen hacer del nuevo líder Bagnaia -aventaja en dos puntos a Quartararo- se ha unido el resurgir de su compañero, Jack Miller, que acalló las críticas de forma implacable en Jerez con un triunfo balsámico que se hacía de rogar para él desde Assen 2016, esta vez en condiciones de seco. El australiano ha crecido de forma importante en la general y es ahora 6º a 27 puntos de 'Pecco', justo tras el Top 5 que cierra Zarco.

Ducati, además, llega a Le Mans tras saborear en Andalucía su primer doblete desde el firmado por Andrea Dovizioso y Jorge Lorenzo en Brno 2018. El 'feeling' es realmente positivo en Borgo Panigale, ya que la GP21 se está destapando como una máquina realmente competitiva en todo tipo de circuitos. Si se mantiene a ese gran nivel en Francia, antes de poner rumbo al propicio Mugello, sus pilotos podrían presentar una candidatura más que firme a la lucha por un título plagado de alternativas. Por si fuera poco, el precedente del pasado año invita claramente al optimismo en el constructor de Bolonia, ya que Danilo Petrucci (Tech3 KTM Factory Racing) estrenó el palmarés 'ducatista' en el trazado galo.

¿Habrá visto Honda la luz al final del túnel?

Al margen de las dos duplas de pilotos franceses y del equipo de fábrica de Ducati, también hay otros dos pilotos que copan las plazas de privilegio de la general: Maverick Viñales (Monster Energy Yamaha MotoGP) y Joan Mir (Team Suzuki Ecstar). El catalán, ganador del GP Barwa de Qatar, ha sido menos consistente que otros rivales, pero se encuentra a tan solo 16 puntos de la cabeza y ya sabe lo que es ganar en categoría reina en Le Mans tras su triunfo de 2017. Respecto a Mir, el vigente campeón mundial sigue centrado en mejorar su 'qualy' para incrementar sus opciones. Si consigue partir más adelante, podría abonarse al podio con su gran ritmo de carrera. Su compañero, Alex Rins, deberá desquitarse tras sus últimas caídas que le han costado muchos puntos cuando apuntaba muy alto.

En referencia a Yamaha, el constructor japonés también tratará de sacar partido del potencial de la dupla del Petronas Yamaha SRT. Franco Morbidelli ha ido claramente de menos a más y su último podio en Jerez ha confirmado un paso adelante que también persigue su compañero, Valentino Rossi, que se mostró ilusionado después de encontrar algo, aparentemente, durante su preciado rodaje en el Test post-GP en el trazado andaluz. El 'Doctor' persigue un buen botín de puntos en un circuito en el que ya ganó en el pasado para adentrarse en el Top 10 de la general, en el que 'Franky' es 8º.

 

El '21' está clasificado justo detrás de un Aleix Espargaró (Aprilia Racing Team Gresini) que está causando sensación a lomos de una renovada RS-GP. Dispuesto a batallar en carrera por el Top 5, los podios y cualquier hazaña imaginable, el de Granollers perseguirá otro gran papel que le reporte un buen número de puntos justo antes de pasar por el quirófano para solucionar también sus dolencias vínculadas al síndrome compartimental, un problema por el que este año ya han sido intervenidos Quartararo, Miller e Iker Lecuona (Tech3 KTM Factory Racing).

El Top 10 de la general, en esta ocasión, esta completado por el propio Rins y un Brad Binder (Red Bull KTM Factory Racing) que se ha convertido en la punta de lanza de KTM a pesar de ser algo irregular, con grandes papeles en el GP TISSOT de Doha y Portimao y otros papeles discretos en la cita inaugurral de Qatar y Jerez. En Mattighofen cuentan con dar un paso adelante junto al compañero del sudafricano, Miguel Oliveira, y con el progreso de la dupla del Tech3 formada por 'Petrux' y Lecuona, en una cita muy especial para la estructura liderada por Hervé Poncharal.

Las nuevas piezas de Yamaha ayudan a Rossi a mejorar

También hay necesidad de progreso en la familia de Honda. Las dificultades de sus pilotos con la RC213V han sido recurrentes hasta la fecha, a pesar del buen papel de Takaaki Nakagami (LCR Honda Idemitsu) con el chasis 2020 en Jerez, donde finalizó a las puertas del podio, lo que le permite colocarse a dos puntos del Top 10 de la general. El japonés podría volver a tirar del carro de HRC a la espera de la evolución del estado físico de Marc Márquez (Repsol Honda Team), tres veces ganador en Le Mans, y un mejor 'feeling' con la moto de su compañero, Pol Espargaró. La pareja deportiva de 'Taka', Alex Márquez, buscará un Top 10 que ya cosechó en Portimao.

Por lo que respecta a la lucha por el Rookie del Año, Enea Bastianini (Avintia Esponsorama) tratará de desquitarse de su cero en el GP andaluz para abrir brecha respecto a un Jorge Martín (Pramac Racing) que volverá a ser relevado por Tito Rabat a la espera de volver a la carga en Mugello. Luca Marini (SKY VR46 Avintia), por su parte, intentará enterrar rápidamente el mal recuerdo de su aparatoso 'highside' del pasado curso en la pista francesa, que comenzó a lastrar su dinámica en la lucha por el título mundial de Moto2™. Después de puntuar en Portimao y ante el buen rendimiento de su compañero, Lorenzo Savadori (Aprilia Racing Team Gresini) también buscará seguir creciendo en un GP que escribirá el domingo 16 su capítulo estrella a partir de las 14:00 (CET).